×
Por
EFE
Publicado el
2 feb. 2017
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Antonio Miro revisita a los amish y deslumbra en la 080

Por
EFE
Publicado el
2 feb. 2017

¿Cómo vestirían los amish con los cánones de moda de hoy día? Esta es la pregunta a la que responde Antonio Miro con su colección otoño-invierno 2017, basada en esta austera comunidad que rechaza la tecnología y cuya elegancia sobria ha deslumbrado al público de la 080 Barcelona Fashion.

Desfile de Antonio Miró en la 080 Barcelona Fashion - 080 Barcelona Fashion


El director creativo de la firma, Albert Villagrasa, ha explicado en declaraciones a Efe que la idea se le ocurrió una mañana dentro del Metro, al observar que todo el mundo iba pegado a su móvil: "Me dije, es enfermizo, alguien tiene que no hacer esto. Y pensé en los menonitas".

Las líneas rectas, el corte sencillo y las transparencias son los puntales de "Origens", una colección dominada por el negro y el blanco, los tonos grises y algún apunte de dorado.

Esta gama cromática también ha sido la imperante en la puesta en escena del desfile que se ha visto en el escenario del Teatro Nacional de Cataluña (TNC), que este año acoge la pasarela barcelonesa.

La niebla ha sido la carta de presentación para los asistentes, que han visto cómo la primera de las modelos salía de un gran carruaje de época, que se ha quedado en el centro del escenario durante todo el pase.

La contraposición entre lo tradicional y lo contemporáneo ha estado presente en todo momento y una de sus máximas expresiones ha sido la combinación de sedas, algodón, lanas frías, tul, tafetán y tejano en las prendas.

Asimismo, el binomio también se ha hecho patente con la suma de ornamentos artesanales como incrustaciones, bordados, juegos de volúmenes y referencias religiosas en trajes y camisas.

Con sus creaciones, el diseñador ha querido reivindicar la importancia de las mujeres dentro de estas comunidades patriarcales, cuyo origen se remonta al siglo XVII en Suiza.

"Su papel parece poco importante, pero en su mano está la unidad familiar", ha destacado Villagrasa, que ha querido ensalzar la feminidad de las mujeres amish con sus diseños.

Muchas transparencias, shorts, pantalones de talle alto con pata ancha, cinturones maxi y vestidos sofisticados de grandes volúmenes... todo para mostrar a una mujer cuya humildad no le resta sofisticación.

Esta "majestuosidad" de la mujer se ha potenciado con la incorporación de tocados en todos los 'looks' femeninos, fruto de una alianza con la firma catalana suiteBrontë, que ha diseñado todas las piezas para la ocasión.

Los diseños masculinos, por su parte, también se han apoyado en la simplicidad para conseguir una imagen elegante, con abrigos evasés sin cuello y trajes de corte slim con bordados e incrustaciones, por ejemplo.

La colección que ha presentado hoy la fima catalana, que acumula más de 35 años de trayectoria, es muy diferente de la propuesta colorida que Villagrasa sacó al escenario en la anterior edición de la pasarela barcelonesa.

El verano pasado, Antonio Miro volvió a desfilar en Barcelona diez años después de hacerlo por última vez, cuando la pasarela todavía llevaba el nombre de Gaudí. 

© EFE 2021. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.