×
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
7 oct. 2022
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Una vibrante exposición destaca el oro en la moda de Yves Saint Laurent

Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
7 oct. 2022

Tras el éxito de "Yves Saint Laurent aux musées" se anuncia una nueva extravagante exposición en torno a la obra del legendario modisto con un tema nunca antes abordado: el oro en sus creaciones. Del 14 de octubre al 14 de mayo, "Gold, les ors d'Yves Saint Laurent" se exhibirá en el museo Yves Saint Laurent de París, revelando una vez más sus vínculos con el arte, pero también su faceta más solar. Sin duda, será una excelente manera de celebrar el 60 aniversario del primer desfile del diseñador y el quinto aniversario del museo dedicado a su obra.


El vestido-joya del invierno de 1966 es una de las piezas clave de la exposición - © David Bailey / Vogue Paris


Unos días antes de la inauguración, un equipo de choque, todo compuesto por mujeres, está activo en los salones de la mansión privada en el número 5 de la avenida Marceau, donde Yves Saint Laurent instaló su casa de modas desde 1974, que desde 2017 alberga su museo y sus exposiciones. Con batas blancas, taladros y demás herramientas en mano, cada una de estas especialistas, desde la directora de escena encargada de gestionar la colección hasta la escenógrafa o la experta en zócalos, trabaja incansablemente frente a las obras, usando siempre guantes para mover cuidadosamente los vestidos brillantes del diseñador.

Desde la primera sala, sumergida en la oscuridad, el brillo del oro resplandece a través de los botones enjoyados de un chaquetón hecho en 1962, pero también vestidos completamente bordados con lentejuelas, las magníficas joyas corporales en cobre dorado creadas para el estilista por la escultora Claude Lalanne o las brillantes y grandes esculturas murales en arcilla y oro del artista belga Johan Creten.

Todo vibra en esta exposición, que muestra la moda desde un nuevo ángulo. Muy distante de las habituales presentaciones estáticas sobre un maniquí. Indumentaria y complementos dialogan con las obras de diferentes artistas.

“No se trata solo de elegir piezas, sino de pensar cómo presentarlas. Quiero resaltar los archivos, haciéndolos resonar con la creación actual”, explicó la comisaria de la exposición, Elsa Janssen, quien acaba de asumir la dirección del museo

Para esta exposición, ha construido un recorrido en torno a cinco temas, desde el universo barroco de Yves Saint Laurent, que toma prestado del boato de los monarcas para empoderar a las mujeres, a los años festivos de la década de los setenta con vestidos de luz para irse de fiesta, o a las piezas más deslumbrantes, como el vestido-joya para el otoño-invierno de 1966, totalmente cubierto de lentejuelas doradas con cinturón y collar de trampantojos de piedras incrustadas.

“Te hace pensar en los sarcófagos de los faraones o en un relicario. Cada vez que estudias una pieza de Yves Saint Laurent, comprendes la imaginación del creador, quien cita constantemente la historia del arte. De hecho, todo se superpone, y es dado a que se sumergió en el arte, especialmente visitando iglesias y Versalles, o coleccionando bronces de los siglos XV y XVI, por ejemplo, que se inspiró en el oro para sus creaciones", aseguró Elsa Janssen.


Los botones dorados actúan como joyas en la ropa de Yves Saint Laurent - © Musée Yves Saint Laurent Paris © Matthieu Lavanchy

 
Para la exposición, Janssen ha seleccionado unas cuarenta piezas que van desde 1962 hasta 2002, de las más de 10 000 inventariadas en la colección del museo, la mayoría de las cuales son creaciones de alta costura. La exposición también incluye préstamos, como un enterizo dorado prestado por Sylvie Vartan, confeccionado por el modisto en 1972. También ha optado por invitar, junto a Johan Creten, a otros talentos y artistas contemporáneos para mostrar mejor las creaciones del modisto "para celebrar su modernidad y su genialidad, al tiempo que sitúa a Yves Saint Laurent en el tiempo".

La editora de arte Anna Klossowski, hija de Loulou de La Falaise, musa de Yves Saint Laurent y su diseñadora de joyas de 1972 a 2002, participa en la aventura a través de una instalación radiante con 300 joyas. El diseñador de sonido Pierre-Arnaud Alunni produjo la banda sonora, extraída de archivos de época, para la sección "Time to shine" dedicada a los años del Palacio, mientras que la escenógrafa Valérie Weill compone pinturas reales a partir de obras de arte y accesorios presentados en vitrinas como gabinetes de curiosidades.

El recorrido incluye un paso por el estudio de Yves Saint Laurent, dejado tal cual, con la biblioteca, los dibujos y fotos colgados en la pared y su escritorio sembrado de botes todavía llenos de lápices. En una esquina, los rollos de telas brillantes parecen recién elegidos para la próxima colección, mientras que en la mesa de trabajo hay una caja abierta llena de botones dorados de todo tipo y forma, lisos, abovedados, estriados, tallados, con pedrería. Como si el creador acabara de terminar su día de trabajo.
 

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.