×
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
27 jul. 2021
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Una ONG presiona a Uniqlo para que pague a los empleados de un antiguo proveedor en liquidación

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
27 jul. 2021

La compañía del grupo japonés Fast Retailing, Uniqlo, había cesado en 2014 su colaboración con el fabricante indonesio Jaba Garmindo. La empresa, puesta en liquidación unos meses después, no ha pagado a sus empleados 5,5 millones de dólares relacionados con las últimas producciones recibidas para Uniqlo. Una situación a la que la ONG Clean Clothes Campaign dedica actualmente un documental.


CCC


La organización lleva mucho tiempo exigiendo el pago por parte de Uniqlo de los 5,5 millones de dólares que los trabajadores no recibieron por productos que el grupo japonés había recibido y vendido. La compañía Uniqlo, por su parte, rechaza cualquier responsabilidad por las molestias causadas ​​por su antiguo proveedor de servicios a sus cerca de 2000 empleados.

En un momento en el que el deber de vigilancia y la responsabilidad corporativa se están convirtiendo paulatinamente en parte de los debates en Europa y Estados Unidos, Clean Clothes Campaign lanza ahora un reportaje de 12 minutos para mostrar los efectos concretos de estas situaciones en la vida de los extrabajadores textiles.

En el caso de Murni, que trabajaba para el proveedor de Uniqlo, Fast Retailing se negaría a pagar más del 0,5 % de los salarios no pagados. Una situación muy diferente a Siti, que relata el cierre en 2018 de la fábrica de Kahoindah, donde operaba. En 2019, las ONG presionaron a Nike, el principal contratista del proveedor, para que pagara un total de 4,5 millones de dólares a los trabajadores que se quedaron sin trabajo.

El documental creado por CCC para ejercer presión sobre Uniqlo


"A nivel mundial, los trabajadores de la industria de la confección se han visto privados de al menos 500 millones de dólares en indemnizaciones por despido legalmente debidas solo en el primer año de la pandemia, una cifra que debería aumentar aún más", señaló la Clean Clothes Campaign.

Con el inicio de la crisis sanitaria, muchas marcas habían cancelado o renegociado el precio de pedidos ya producidos por sus proveedores de servicios, provocando una ola de despidos en algunos países productores.
 

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.