×
Traducido por
Hernández Moya Sebastián
Publicado el
3 nov. 2020
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Paul Smith celebra 50 años en la moda con una nueva fundación y un libro

Traducido por
Hernández Moya Sebastián
Publicado el
3 nov. 2020

Nadie podría acusar a Sir Paul Smith de bajar de marcha, a pesar de que este año celebra su 50 aniversario.


Sir Paul Smith - Foto: Paul Smith


Tras pasar casi toda la primavera prácticamente solo en su sede de Covent Garden, que normalmente alberga a más de 200 empleados, el único caballero de la moda ha producido una serie de colecciones para hombre y mujer. Además, acaba de crear su propia fundación, una organización novedosa diseñada para guiar a los espíritus creativos por el camino correcto y ayudarlos a evitar obstáculos en su carrera. Algo en lo que Smith tiene una experiencia considerable, ya que fue tutor privado a tiempo parcial de Alexander McQueen en los años 90.

Smith ya era bastante jovial en ese entonces. Abrió su primera tienda de autor en su natal Nottingham en octubre de 1970, donde, con un estilo británico típicamente excéntrico, convirtió a su perro afgano en el gerente de la boutique.

Smith, que cumplió 74 años en julio, también ha tenido el tiempo para producir un nuevo libro, que marca su medio siglo en la moda, editado por el ex editor de Wallpaper, Tony Chambers, con prólogo de Jony Ive, que tiene doble sentido si se considera que narra la vida de Smith en la moda a través de 50 de sus objetos favoritos. El libro incluye de todo, desde la cámara Kodak Retinette que su padre le regaló y su loca colección de cajas de cerillas, hasta el querido cuentahílos y la bicicleta Paramount de este fanático del ciclismo.


Paul Smith - Primavera- Verano 2021 - Womenswear - París


FashionNetwork.com (FN): Hola, Paul, ¿cómo estás?

Sir Paul Smith (PS): Muy bien, llamo desde Covent Garden. Pasé 16 semanas aquí solo durante el confinamiento. Diría que hoy hay unas 20 personas, ya que rotamos el personal, mientras que antes había normalmente 200 personas en este edificio.

FN: ¿Cómo va el negocio?

PD: ¡Terrible! Pero todos estamos en el mismo barco estos días, ya seamos Louis Vuitton o Marks & Spencer.

FN: ¿Qué puedes contarnos sobre tu nueva fundación?

PD: Bueno, hemos estado trabajando en la idea desde algunos años y cada año ahorramos un poco de dinero para la Fundación Paul Smith. No es una suma enorme. Solo pensé que en nuestro 50 aniversario sería bueno retribuir algo de nuestra experiencia a la juventud. Diría que, antes de la pandemia, cada semana venía al menos una escuela a visitarnos.

FN: ¿Cuál es tu objetivo con esta fundación?

PD: Es fascinante desmitificar cómo comienzas algo y cómo llegas a un mundo en particular. ¿Cómo desmitificas el enfoque de una carrera? Simplemente preguntando si has probado esta universidad, o si has probado esta idea en un fin de semana.

FN: ¿Cuándo fue tu primera conferencia sobre moda?

PD: Hace años en la parte trasera del Odeon en Marble Arch, después de Terence Conran y una dama llamada Jean Muir. ¡Asomé la cabeza a la habitación y había 800 personas y me estaba muriendo de miedo! Además, me di cuenta de que todos estaban leyendo su discurso y no puedo usar un teleprónter porque tengo dislexia.
Cuando Terence Conran dijo: '¿Alguna pregunta?' nadie respondió. Entonces, pregunté si podía poner fotos y así la charla se convirtió en algo visual: luego, al final, dije 'Hagan cualquier pregunta, ¡y les doy un premio!' Y se levantaron unas 80 manos. Así que siempre llevo algunos regalos cuando hablo: bufandas, calcetines y esas cosas.

FN: Pero, ¿has sido mentor personalmente?

PD: Sí, informalmente, con diseñadores jóvenes como Grace Wales Bonner o Priya Ahluwalia, quien hace un gran trabajo de reciclado. Incluso ayudé a Alexander McQueen, cuando Lee estaba en St Martins y estaba un poco perdido y Suzy Menkes le dijo que viniera a verme. Llegué a conocer a Lee bastante bien, y recuerdo que una vez dijo, ‘hay alguien que quiere hacer algo usando mi nombre’, y me preguntó ‘¿qué es un contrato?’. No hay razón por la que deban saberlo. ¡Son diseñadores! (Smith se ríe a carcajadas).

Me he reunido con Wales Bonner tres veces y solo charlamos. Ella viene con un pequeño cuaderno con preguntas y yo respondo las preguntas. Cuando nos reunimos para tomar un café, ella siempre es muy organizada.

FN: ¿Por qué elegiste una forma inusual para tu nuevo libro?

PD: Tony Chambers fue quien me sugirió que no hiciera otro montón de imágenes, como el look 15 de 1982 o el look 33 de 1983. Dijo, por qué no eliges 50 objetos de tu loca oficina y escribes un ensayo de una página sobre cada uno.

La mía no es la típica historia empresarial formal. Como cuando un joven diseñador comienza su carrera y es absorbido por un fondo de capital y luego abren muchas tiendas. Todavía poseo alrededor del 80 % de todo excepto en Japón, porque mi esposa quiere vender sus acciones. Es para sus nietos. ¡No creo que lo sepan todavía! (Smith ríe).

FN: ¿Cuándo presentarás otro desfile?

PD: Ya no estamos seguros de si es lo correcto y estamos reevaluando el ciclo de entrega. Mira, toda la industria está en crisis y nadie es lo suficientemente valiente como para hacer cosas valientes. Incluso los más grandes. Pero tenemos una hermosa sala de exposición en París, así que si los desplazamientos se permiten el año que viene, haremos uno allí a fines de enero.
 

Copyright © 2020 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.