×

La aceleración de las colecciones empuja a las marcas a anticipar su calendario de diseño

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
11 feb. 2020
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

En 2015, un 63 % de las marcas de moda europeas mantenían un ritmo de colección semestral. Cinco años después, solo lo hace el 49 %. De forma paralela, el 71 % de ellas han adoptado al menos cuatro entregas por año, lo que provoca un alargamiento de los procesos, según un estudio realizado por el Instituto Francés de la Moda (IFM) para Première Vision.


La aceleración en el número de colecciones y entregas en tiendas empuja a las marcas a avanzar en el proceso creativo y la selección de materiales. - Première Vision SA


A finales de 2019, el IFM entrevistó a 1765 profesionales franceses, italianos, alemanes, británicos y españoles, que representan el 75 % del consumo de ropa en Europa. El resultado es una verdadera explosión de calendarios de diseño de acuerdo con los diferentes niveles de gama, entre lujo, lujo asequible, gran distribución, gama media y joven creación. Pero también hay una gran disparidad dentro de estos niveles de gama.

En el mundo de los artículos de lujo, el 72 % de las marcas cuestionadas han integrado el principio de precolecciones en su modelo. Pero esto es solo la punta del iceberg creativo, ante la proliferación de las cápsulas, colaboraciones y otros “drops” de nuevos productos. Así, el 48 % de estas casas han pasado a ser abastecidas mediante más de cuatro entregas por año, e incluso el 20 % cuentan con más de 12 entregas. Un fenómeno que se explica, en parte, por la evolución del ritmo de creación en sí: el 23 % de las marcas tienen ahora cuatro tiempos de creación por año, y el 12 % incluso indica tener más de ocho propuestas anuales.

Un lujo accesible que intenta mantenerse



“Observamos que la generalización de las precolecciones en el mundo del lujo ha alentado gradualmente a todas las marcas de moda a hacer entregas en tiendas de forma rápida”, señalan el IFM y Première Vision. “Además, estas piezas de temporada, que solían ser una continuación de la colección anterior, están diseñadas hoy para captar la atención y satisfacer a una clientela conectada a la búsqueda de las últimas tendencias. Así, los diseñadores deben sumergirse antes en la creación de la nueva temporada, que siempre comienza con la selección de materiales”.

En términos de lujo accesible (Agnès b., Maje, Sandro, The Kooples, Zadig & Voltaire...) existe el deseo de seguir el mismo ritmo que el propio lujo. Pero también está la imposibilidad de ajustarse a su ritmo frenético. De hecho, en este sector, el 51 % de las marcas han mantenido un ritmo de creación de dos tiempos. Por otro lado, el 26 % creó cuatro colecciones, mientras que una minoría del 4 % exhibió más de ocho colecciones por año. Un deseo de renovación que lleva al 70 % de estas marcas a confiar en un mínimo de cuatro entregas por año.


Ante la aceleración de las colecciones, muchas marcas ya no las diseñan una tras otra, sino que las integran simultáneamente en el ciclo de entrega - Première Vision


Luego viene la gran distribución, la cuna de la fast fashion, con marcas masivamente establecidas (Zara, Massimo Dutti, Celio, C&A, Mango, etc.). Como era de esperar, resulta que el 40 % de los representantes de este dominio hacen entregas de sus modelos más de 10 veces al año. Según el IFM, el 59 % de estas marcas europeas desarrollan al menos cuatro colecciones distintas por año, con al menos la misma cantidad de entregas durante todo el año.

Frente a esta carrera contrarreloj, las marcas de gama media (Cyrillus, Caroll, IKKS...) siguen siendo una mayoría del 54 % que opera con una tasa tradicional de dos colecciones por año. Sin embargo, la influencia de la gran distribución se percibe en sus tasas de entrega, con el 69 % de las empresas optando por operar en cuatro secuencias.

Por otro lado, los jóvenes diseñadores, también en su mayoría fieles al ritmo de dos colecciones por año, mantuvieron el modelo con dos entregas por año, por razones prácticas y financieras obvias.

El proceso de creación en sí mismo ha evolucionado en profundidad



"Los períodos de búsqueda de materiales, los tiempos de diseño y las secuencias de entrega se pueden establecer en diferentes agendas”, resumen el IFM y Première Vision. “Sin embargo, la renovación de productos en las tiendas es generalmente más frecuente. Los tiempos de búsqueda y diseño también se han acelerado en comparación con las indicaciones del estudio de 2015. También podemos decir que el proceso de creación en sí mismo evolucionó en profundidad: ya no ideamos las colecciones una tras otra, sino varias al mismo tiempo para integrar la multiplicidad de entregas. De hecho, la búsqueda y la selección de materiales ya no se limitan en una época específica del año”.

El estudio del IFM fue originalmente un estudio encargado por Première Vision como parte de su decisión de cambiar las fechas de sus citas de Première Vision en París. La cita de invierno se realizará, a partir de 2021, a principios de febrero y no a mediados de febrero, mientras que la edición de septiembre se realizará a principios de julio.

Copyright © 2020 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.