×
Por
AFP
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
20 ene. 2022
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Hasta 20 años de prisión para el “equipo experimentado” que robó a Chanel y Chopard

Por
AFP
Traducido por
Hernandez Sebastian
Publicado el
20 ene. 2022

La justicia francesa ha solicitado penas de 8 a 20 años de prisión contra los siete hombres acusados de formar parte del “equipo experimentado” que cometió robos en 2015 a la joyería Chopard y en 2016 a Chanel.


AFP


La justicia debe mostrar "firmeza" frente a este "equipo estructurado, decidido y, en mi opinión, peligroso", estimó el abogado general Philippe Courroye durante su acusación ante el Tribunal Penal de París.

El tribunal juzga a siete hombres desde el 4 de enero, acusados de estar involucrados, en diversos grados, en el robo de una boutique de Chopard en París en diciembre de 2015 y el de una joyería Chanel en mayo de 2016, causando un perjuicio de más de 3 millones de euros. También responden por el robo de un vehículo de transporte de dinero y de cinco Range Rover, además de la creación de un escondite de armas donde se habrían encontrado explosivos, dos Kalashnikov y municiones.

Dos de ellos, que no comparecieron a la audiencia, son juzgados en ausencia y se les ha dictado orden de captura. Otros tres hombres, también remitidos al Tribunal pero que contrajeron COVID-19 al comienzo del juicio, serán juzgados más adelante.

A las "penosas mentiras" esgrimidas por los imputados frente a las pruebas del expediente que los implican, la fiscalía opuso una "investigación minuciosa" por parte de la policía que, por una feliz coincidencia (una matrícula filmada por las cámaras de seguridad del Ministerio del Interior durante el robo en Chopard), logró recorrer el rastro y "confundir a los acusados", tras seis meses de escuchas y seguimientos.


"Delincuentes prolíficos"



Durante las cuatro horas de acusación, el abogado general resaltó el abultado historial delictivo de la mayoría de los imputados ("delincuentes prolíficos"), mientras que ningún "lapso grave" en su recorrido puede explicar estas "salidas de ruta". "Ellos eligieron deliberadamente la delincuencia y el crimen para tener dinero fácil", afirmó.

La sentencia más severa, 20 años de prisión, fue requerida contra Philippe Enríquez, descrito por el abogado general como el "director" de la banda. Detenido desde julio de 2016, fue filmado en particular pasando frente a la boutique Chopard justo antes del robo, un testigo lo reconoció como el conductor del automóvil que esperaba a los ladrones frente a Chanel y su ADN fue encontrado en una cochera utilizada por los delincuentes, así como en mechas en el escondite de armas.

Se solicitaron 17 años de prisión contra los dos "lugartenientes" del equipo por "asociación para delinquir" y "robo en banda organizada con arma". Uno de ellos, Joseph Toffa, considerado "prófugo", habría conducido la motocicleta utilizada durante el robo de Chanel (las llaves del vehículo y las de la cochera se encontraron en su domicilio). En el domicilio del otro, Frédéric Cruz, los investigadores incautaron varias herramientas que se encontraban en una camioneta robada, que habrían sido utilizadas para el mismo robo.

La fiscalía pidió entonces de 14 a 15 años contra "el más estudiado de la banda", acusado de haber participado en la preparación de los robos y de haber servido de intermediario para encontrar un comprador para las joyas de Chanel, que nunca fueron encontradas.

Para otros dos miembros del equipo se solicitaron 10 años de prisión, incluido el hermano menor de Frédéric Cruz, también juzgado en ausencia. Tras ser detenido unos días antes del atraco a Chopard en un caso de robo de vehículo, no pudo participar del mismo. No obstante, la policía incautó en su habitación un teléfono que forma parte de un total de siete dispositivos prepagados con números consecutivos de simcard, el cual solo fue utilizado dos veces: tres días antes del robo y en el día en el que ocurrieron los hechos.

En el caso de un mecánico, amigo de toda la vida de Philippe Enríquez, acusado de haber facilitado la matrícula utilizada en un Laguna robado para el atraco a Chopard, se piden ocho años de prisión preventiva.

El veredicto se espera para el final de la semana.
 

Copyright © AFP. Todos los derechos reservados. La reedición o redifusión de los contenidos en esta pantalla está expresamente prohibida sin el consentimiento escrito de AFP.