×

"No hay dos clientes iguales", dice el vicepresidente de Amazon Moda

Por
EFE
Publicado el
25 mar. 2020
Tiempo de lectura
3 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Amazon, la mayor plataforma de venta por internet, amplió hace dos años su oferta a la moda con diseños de prendas de marcas propias junto al de firmas de prestigio como Hugo Boss o Calvin Klein, además de incluir creaciones de celebridades como Rihanna o Sarah Jessica Parker.



"No hay dos (clientes) iguales", ha asegurado a Efe John Boumphrey, vicepresidente de Amazon Moda, y de ahí que su propuesta sea cada vez más variada para que cada uno de ellos encuentre el estilo que más se acerque a sus gustos.

"La moda es una prioridad para nuestros clientes y por lo tanto para nosotros", añade Boumphrey, quien hace un balance muy positivo de estos dos años, después de un análisis de los comentarios de los usuarios.

Boumphrey explica que su "compromiso" con la industria y sus clientes les lleva a ofrecer cada vez más productos y tallas, además de explorar nuevas fórmulas para hacerlos accesibles de una manera atractiva.

Su última apuesta ha sido "The Drop", una nueva experiencia de compra con colecciones diseñadas por "influencers" de todo el mundo, a la venta en exclusiva durante 30 horas, fabricada bajo demanda, en la que ya han colaborado Paola Alberdi, Leonie Hanne o Charlotte Groeneveld.

Reconoce que, la estrategia de recurrir al diseño de prendas por parte de personajes populares y líderes de las redes sociales con millones de seguidores tiene una acogida "realmente positiva".

"Aprendemos constantemente y, como empresa digital, somos ágiles y podemos responder rápidamente a las necesidades de nuestros clientes para seguir mejorando", asegura el vicepresidente de moda de Amazon, quien explica que en el lanzamiento "The Drop" utilizaron las redes sociales para conocer qué piezas eran las más deseadas por los futuros compradores.

Una experiencia marcada por la necesidad de "exclusividad" que marca el cliente, con colecciones de estilo urbano, de "edición limitada", al estar disponible solo durante unas horas, "incluso menos, si se agota", indica Boumphrey.

La última iniciativa de compra experiencial, por parte del gigante de compras por internet, fue el lanzamiento de "Destination Denim", su primera experiencia "on line" y "off line", que tuvo lugar durante cuatro días en Kuehlhaus (Berlín), en la que también participaron consumidores de Italia, Francia, Reino Unido, Alemania y España.

Una propuesta con la que se pretendía que cada cliente encontrara su "jean perfecto" a través de una combinación de productos de "grandes marcas, la última tecnología y una compra atractiva diferente", en el que se fusionaba moda, tecnología, música y cultura, y en la que Rita Ora, ofreció un concierto.

Amazon cuenta con más de 100 millones de clientes Prime en todo el mundo a los que da un trato preferente: además de beneficiarse en la rapidez en el envío, también pueden probar artículos en casa y solo pagar por los que deciden conservar.

Boumphrey asegura que su objetivo es ofrecer experiencias y señala que nunca se fijan en lo que propone la competencia, con la clara intención de "impulsar" una experiencia de compra "innovadora" y "divertida", para una base "muy sólida" de clientes.

"No comentamos planes futuros. Pero si algo funciona seguiremos haciéndolo", concluye John Boumphrey.

© EFE 2020. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.