×
Traducido por
Ana Ibáñez
Publicado el
19 mar. 2021
Tiempo de lectura
2 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

​Los ingresos anuales de G-III caen un 35 %

Traducido por
Ana Ibáñez
Publicado el
19 mar. 2021

G-III Apparel Group, Ltd., dueño de marcas como DKNY y Donna Karan con sede en Nueva York, anunció este jueves ventas por un valor de 2060 millones de dólares en el año fiscal terminado el 31 de enero de 2021, lo que supone un descenso del 35 % respecto a los 3160 millones del año anterior.


G-III completó la reestructuración de sus operaciones el año pasado - Instagram: @dkny

 
El beneficio neto anual de la empresa fue de 23,5 millones de dólares, o 0,48 dólares por acción diluida, frente a los 143,8 millones de dólares, o 2,94 dólares por acción diluida, del año anterior.
 
"Nuestra cultura empresarial, centrada en los comerciantes, demostró ser de un valor incalculable al dar respuesta a la tendencia casual diseñando los productos adecuados para nuestros socios minoristas", dijo en un comunicado el presidente y CEO de G-III, Morris Goldfarb, refiriéndose a la creciente popularidad de la ropa relajada y cómoda como resultado de la pandemia de coronavirus.

"Cerramos el año fiscal 2021 con una mejora continuada en nuestras operaciones mayoristas y completamos la reestructuración de nuestras operaciones minoristas", añadió el CEO.
 
La reestructuración de las operaciones minoristas de la empresa incluía el cierre permanente de sus tiendas Wilsons Leather y G.H. Bass, lo que afectó a un total de unos 200 establecimientos.
 
En el cuarto trimestre, el grupo registró unas ventas netas de 526,2 millones de dólares, un 30,3 % menos que los 754,6 millones obtenidos durante el mismo periodo del año anterior. Los ingresos netos trimestrales se situaron en los 14,6 millones de dólares, o 0,30 dólares por acción diluida, frente a los 25,3 millones de dólares, o 0,52 dólares por acción diluida, del mismo periodo del año anterior.
 
De cara al futuro, G-III espera que sus ventas netas se sitúen en torno a los 460 millones de dólares en el primer trimestre, frente a los 405,1 millones del año anterior. Se prevé que los ingresos netos se sitúen entre los 0,05 y 0,15 dólares por acción diluida, en comparación a una pérdida de 0,33 dólares por acción.
 
"Creemos que a medida que avance el año aumentará el deseo de adquirir ropa y accesorios más elegantes", explicó Goldfarb.

"Estamos trabajando estrechamente con nuestros socios minoristas y proveedores para estar en condiciones de sacar estos productos al mercado en el momento oportuno", puntualizó.
 

Copyright © 2021 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.