Giorgio Armani descubre a un hombre oscuro y brillante

Roma, 21 jun (EFE).- Giorgio Armani quiere que los hombres más elegantes brillen durante la próxima temporada primavera-verano, en la que los tonos grisáceos y los vaqueros se impondrán como imprescindibles de la noche.

Giorgio Armani
Giorgio Armani - PV 2012

Los pantalones brillantes y las americanas de aspecto plastificado han deslumbrado hoy a los asistentes a la cuarta y última jornada de la Semana de la Moda Masculina de Milán, marcada por las polémicas declaraciones del diseñador italiano justo después de su desfile.

"La moda de hoy está en manos de los bancos, las marcas ya no pertenecen a sus propietarios (...). Yo no quiero tener acreedores fuera de mi puerta, no quiero sentarme a discutir sobre mis colecciones con un directivo que yo no he elegido. No tengo deudas y quiero seguir trabajando en soledad, con el equipo del que me fío", afirmó Armani ante los medios de comunicación.

El italiano, símbolo del buen gusto y la elegancia, prosiguió describiendo los desfiles de moda de hombre como "un circo, porque están llenos de espectacularidad y provocaciones", y advirtió de que las colecciones de las pasarelas "no son reales y no se preocupan de la realidad de los hombres".

"Yo quiero vender vestidos (y no accesorios) y creo que se necesita vestir a los hombres con prendas bonitas, hechas bien y creíbles. Pero conseguir esto es hoy más difícil que nunca, sobre todo por la atención enorme que se dedica a las marcas que eligen el teatro en vez del estilo", sentenció resignado Armani.

En las pasarelas, siguiendo la dinámica de los desfiles de toda la semana, el diseñador italiano ha apostado por las camisas blancas abotonadas hasta arriba y los jerséis con cuadros estampados, en forma de tablero de ajedrez.

Las americanas, la mayoría de tejidos brillantes y colores oscuros, son más largas que las tradicionales y no se combinan ni con corbata ni con pajarita, por lo que el estilo de los modelos resulta más informal y desenfadado.

Nada que ver con el estilismo propuesto por la firma DSquared, que descubre a un hombre muy deportivo, con grandes influencias del mundo del surf.

Las bermudas de colores vivos y los jerséis anudados a la cintura combinan con camisas de cuadros que asoman por debajo de camisetas con grandes estampados que dibujan a un modelo vestido con numerosas capas.

Entre los complementos, además de los calcetines de dos colores que asoman en los tobillos, sorprende la gran variedad de gorros calados, que recuerdan la estética de la marina estadounidense.

Durante la jornada de clausura de la Semana de la Moda Masculina de Milán de hoy también han desfilado otras marcas, como Gazzarrini, Ports 1961 o Enrico Coveri. EFE

© EFE 2017. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.

DenimDesfiles